¿Qué hacer para evitar el estreñimiento?

El cuerpo de cada individuo es diferente y lo que es normal para mí, puede no serlo para otra persona. Hay quien logra evacuar tres veces al día, mientras que alguien más lo hace una vez al día o cada dos días. El patrón de evacuación de cada persona es diferente, por lo tanto, no podemos establecer un número específico de evacuaciones generalizado.

Sin embargo, el estreñimiento, entendido como una condición fisiológica anormal, ya está definido clínicamente por las autoridades nacionales e internacionales de salud. Se trata de una condición en la cual se tienen menos de tres evacuaciones en una semana y, además, puede coexistir el dolor y la dificultad para evacuar.

Además de llevar una dieta balanceada, hay hábitos saludables que nos ayudan a combatir el estreñimiento. Debido a ello, es muy importante comer frutas y verduras (con cáscara las que sea posible), así como cereales integrales, para aumentar nuestro consumo de fibra.

La fibra ayuda a mejorar nuestro proceso digestivo y desechar lo que nuestro cuerpo no necesita, por lo tanto, favorece las evacuaciones normales. Los adultos deben consumir entre 25 y 30 g de fibra al día. En ocasiones, un buen suplemento de fibra también nos apoya para poder evitar el estreñimiento, sobre todo cuando este problema se vuelve crónico.

Estar bien hidratados es fundamental. Un adecuado consumo de líquidos y agua natural, favorece el proceso digestivo y permite tener deposiciones correctas. Al adulto normal y sano, se le recomienda tomar entre 8 y 10 vasos de agua natural al día. Esto puede variar dependiendo del nivel de actividad física y la temperatura ambiental.

Hacer ejercicio de forma regular también combate el estreñimiento. Hoy en día, sabemos que el ejercicio hace más que tonificar el corazón y otros músculos. El ejercicio es esencial para los movimientos intestinales regulares, ya que una de las cosas clave que conduce al estreñimiento es el sedentarismo. El ejercicio combate el estreñimiento, al disminuir el tiempo que tarda la comida en moverse a través de los intestinos y promueve las contracciones del mismo.

Por último, bajar el nivel de estrés. En ocasiones, nuestro cuerpo se enfrenta al estreñimiento debido a nuestra excesiva carga de trabajo y a nuestras preocupaciones. Hacer actividades como meditación y procesos de respiración, favorecen nuestra armonía y equilibrio y, por lo tanto, también nuestra buena digestión.

Tomar en cuenta estos consejos, te permitirá tener mejores resultados en tu capacidad para metabolizar correctamente y tener un sistema digestivo saludable.


Warning: A non-numeric value encountered in /nfs/c10/h05/mnt/142822/domains/periodiconmx.com/html/wp-content/themes/Newspaper/includes/wp_booster/td_block.php on line 353