El café, un auxiliar para la memoria

Doscientos miligramos de cafeína, aproximadamente la que contiene una taza de café, tomados después de ver una serie de imágenes ayuda a recordarlas mejor y con más detalle al día siguiente. Lo que sugiere que en lugar de tomar café antes de afrontar un trabajo importante para estar despiertos, tal vez sería mejor tomarlo inmediatamente después, para sacar el mejor partido posible a la memoria. Esa es la conclusión de un estudio llevado a cabo en la Universidad Johns Hopkins publicado en la revista Nature Neuroscience.

“Hasta ahora se atribuía a la cafeína un efecto potenciador sobre la actividad cognitiva, pero su capacidad para mejorar la memoria y hacerla inmune al olvido no se había examinado en detalle”, señala el psicólogo y neurocientífico Michael Yassa, que lidera esta investigación que prueba que la cafeína puede potenciar la memoria hasta 24 horas después de haberla consumido.

[TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:]

Los efectos de la cafeína sobre la memoria a largo plazo no se habían estudiado en detalle y los pocos estudios realizados concluían que este estimulante no tenía efectos destacables sobre el recuerdo. Una de las diferencias respecto a los trabajos anteriores es que los participantes tomaron cafeína solo después de haber visto e intentado memorizar una serie de imágenes.

Dejar respuesta